Cargando



Denuncia madre que le “desaparecieron” a su hija de albergue



Jueves 22 de Junio de 2017 4:25 pm

+ -

Explicó que el albergue “Fé de Vida A.C.”, está ubicado en la colonia El Moralete sobre la calle Miguel Hidalgo. A a su hija de 18 años de edad la ingresó el pasado 7 de junio.


Con la finalidad de lograr su rehabilitación, la señora Marisol Guzmán internó a su hija Natalia Estephanía Guzmán Guzmán en el albergue “Fé de Vida”, sin embargo al ir a recogerla, “me la desaparecieron”.

Explicó que el albergue “Fé de Vida A.C.”, está ubicado en la colonia El Moralete sobre la calle Miguel Hidalgo. A a su hija de 18 años de edad la ingresó el pasado 7 de junio.

Recordó que por cosas que no le parecieron adecuadas, decidió sacarla para meterla a otro albergue; “el martes fui por ella y me estaban cobrando 150 pesos diarios cuando ya me habían dicho que me cobrarían 2 mil pesos cada mes”.

Ponderó que cuando ingresó a su hija pagó mil pesos y acordó que daría los otros mil pesos para la siguiente semana, sin embargo el encargado le comentó que debía pagar además despensa y uniformes, aunque a su hija nunca le vio puestos dichos uniformes.

Apuntó que otra de las causas por las que quería sacarla de ese albergue, fue que su hija era la única mujer del centro, “en ese albergue supuestamente no se permite la salida a nadie, pero entran y salen los muchachos en rehabilitación”.

Incluso, antes de inscribir a su hija al programa de rehabilitación, le preguntó a la directora, que si en el albergue separaban a las mujeres de los hombres, a lo cual le aseguró que sí, que  siempre estaban divididos.

Relató que cuando fue por su hija, le dijeron que ya se la podía llevar, pero a la vez, y sin razón, la agredieron verbalmente, por lo que salió del albergue a esperar apoyo de la policía.

“Mi hija se quedó adentro y por una rendija de la puerta me decía: llévame contigo ma’, ya no quiero estar encerrada, le dije: hija, lo que estoy haciendo es por tu bien, porque quiero que te rehabilites”.

Posteriormente, al estar en la calle acompañada de un amigo de su hijo, le comentó que vio que había pasado la directora del centro en una camioneta por la calle de arriba del albergue.

Indicó que cuando llegó la policía, la señora Marisol le dijo al empleado del centro, “ya llegó la policía, me puedes entregar a mi hija, y me dice: estoy ocupado, me permite”.

Abundó que pasaron como 10 minutos, y le dijo otro muchacho del albergue: “sabe qué, hay un problema: Natalia se fue, brincó el muro. Le dije es imposible, ella no pudo haber brincado el muro, está gordita y no lo pudo hacer”.

Incluso, explicó que el policía después de haber atestiguado todo ello, le comentó: “No señora, aquí hay gato encerrado, váyase al Ministerio Público”.

Mencionó que acto seguido, le timbra el teléfono al empleado del albergue y pusieron el altavoz, “y era la directora, y dijo: ¿se les escapó Natalia?, la acabo de ver en Cartolandia, va en taxi, lleva camisa naranja y pantalón negro”.

Por lo anterior, mencionó que esto es algo totalmente ilógico, ya que a una persona que viaja en carro, es imposible distinguirle a lo lejos qué ropa lleva.

“Mi miedo es que la directora haya sacado a mi hija para hacer mal uso de ella”.

Refirió que su hija está en tratamiento porque tiene una fuerte infección, “ella (la directora) tiene parientes que trabajan en el gobierno y si es por eso que no me quieren echar la mano, qué tristeza me da la verdad”.

Sólo pide que le ayuden a encontrar a su hija, ya que además, está en riesgo porque necesita de manera urgente su medicación.

Carlos Alberto PÉREZ AGUILAR



137 Vistas