Cargando



Comunidad indígena en Morelos sustituye unicel por jarritos en Día de Muertos



FOTO AGENCIA

Martes 23 de Octubre de 2018 5:50 pm

+ -

La festividad de Día de Muertos en la comunidad de Ocotepec, en Cuernavaca, busca que los visitantes lleven consigo algún jarrito de barro u otro recipiente para evitar la generación de basura, en el evento considerado por la Unesco, como patrimonio cultura e inmaterial


La junta de mejoras del poblado indígena de Ocotepec en Cuernavaca inició una campaña para sustituir el uso de unicel por jarritos, por lo que el Día de Muertos repartirán entre los asistentes a este evento más de 3 mil 500 recipientes de barro e invitaron a los miles de visitantes para que no usen materiales contaminantes.

“Es una campaña de concientización. Se invita a las personas a traer un jarro, alguna taza, algún recipiente para recibir lo que los caseros invitan, lo que la gente doliente está al alcance de sus manos para brindarle, con mucho amor y de corazón. Y bueno, es para y tratar de evitar toda esta contaminación del unicel y de basura que se genera dentro de nuestro poblado”, dijo Pedro Rosales Valle Junta de Mejoramiento Ocotepec.

La costumbre en Ocotepec es que los visitantes entregan una cera y a cambio los vecinos le dan el café, pan, tamales, mole, atole y todo lo que hay en las llamadas ofrendas nuevas, es decir, de aquellos difuntos que hace apenas un año fallecieron.

Recientemente esta costumbre fue reconocida por la UNESCO, como patrimonio cultural e inmaterial de la humanidad, confirmó Pedro Rosales.

La coordinadora de Cultura en Morelos, Karla Jaramillo Sánchez, aseguró que esta medida no será inmediata, pero es importante que sea promovida.

“La iniciativa creo yo que es muy buena, sin embargo, por el asunto de practicidad va a ser un poco difícil, debemos impulsar esta propuesta, reforzarla y cada año que se vaya consumiendo menos unicel, será lo mejor”, dijo la funcionaria.

Los pobladores incluso han adoptado la medida y ahora a sus invitados y personas que llegan a su comunidad los invitan a traer o comprar un jarrito antes de hacer su recorrido por las ofrendas nuevas.

La cantidad de personas que llega a cada ofrenda oscila entre los 5 mil y 7 mil, lo que genera toneladas de basura durante los días de muertos y en consecuencia problemas en la limpieza de la comunidad.

AGENCIAS



960 Vistas