Cargando



Revisa Claudia Yáñez con Semarnat, Conapesca y Profepa, los programas sociales para pescadores y contaminación de agua en Manzanillo



Foto Agencia

Jueves 10 de Septiembre de 2020 7:33 pm

+ -

Expone Claudia Yáñez ante la secretaria María Luisa Albores, el comisionado Raúl Elenes y la procuradora Blanca Alicia Mendoza, Diversos focos de contaminación a ecosistemas marinos en Colima no atendidos, entre otros temas.


Ante diversas autoridades federales reunidas en las instalaciones de la Secretaría de Marina-Armada de México, en el sur de la ciudad de México, la diputada Claudia Yáñez Centeno expuso la preocupación de la ciudadanía colimense y en particular de los municipios de Manzanillo y Tecomán, por diferentes focos de contaminación reiteradamente denunciados y no atendidos, que ponen en riesgo los ecosistemas marinos y terrestres, así como a la salud de la población.

Durante la reunión de trabajo en presencia de la Secretaria de SEMARNAT, María Luisa Albores; del Comisionado Nacional de Acuacultura y Pesca, Raúl Elenes Angulo; la titular de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, Blanca Alicia Mendoza Vera, la legisladora federal de Morena detalló las afectaciones por contaminación a las lagunas de Cuyutlán, en Manzanillo, de la laguna de Amela, en la localidad de Chanchopa y de Chupadero, ambas en Tecomán.

Derivado de varias irregularidades que han sido expuestas en la región, la legisladora federal solicitó la revisión del proyecto de la ampliación del puerto de Manzanillo y de manera conjunta se revisaron los programas sociales transversales para los pescadores, así como las anomalías detectadas en el censo y entrega de los apoyos de Bienpesca.

Refirió que es paradójico que siendo una empresa de gobierno la Central Termoeléctrica “General Manuel Álvarez Moreno” de Manzanillo, creada y operada por la Comisión Federal de Electricidad (CFE), produzca gruesas columnas de humo derivadas del uso de combustóleo para generación de electricidad, que ensucia y contamina el medio ambiente no sólo de la laguna de Cuyutlán, con serias afectaciones a la producción pesquera, sino también a la comunidad cercana de Campos y perjudica la salud de los lugareños.

Indicó, asimismo, que a pesar de reiteradas denuncias, en la laguna de Chupadero está en operación desde hace algunos años una granja camaronícola que periódicamente derrama aguas residuales, incluso con agentes químicos y biológicos, como cloro y otras sustancias, nocivas que resultan del lavado de sus estaques, contaminando la zona de manglares en el estero de El Chupadero y cuerpos de agua colindantes, sin que la autoridad verifique el cumplimiento de la Manifestación de Impacto Ambiental.

En este sentido, añadió la diputada federal, es necesaria la acción de las autoridades para que se haga cumplir la Norma Oficial Mexicana NOM-001-ECOL-1996 que establece los límites máximos permisibles de contaminantes en las descargas de aguas residuales en aguas nacionales. Al respecto, Claudia Yáñez propuso que se instalen plantas tratadoras de agua y también que se verifique que en dicha granja camaronera no se hayan realizado obras de infraestructura costera mal diseñadas, y en su caso se regularicen.

Sobre la   laguna de Amela, indicó que es necesaria la atención de las autoridades, ya que se ha detectado una sobrepoblación de cocodrilos, así como una preocupante contaminación, probablemente por la derrama de aguas negras o residuales en el cuerpo de la laguna.

Agencias



799 Vistas