Cargando



México acelerará su reducción de emisiones cuando se recupere de la pandemia



Viernes 23 de Julio de 2021 11:33 am

+ -

México propuso ante el G20 aumentar a 36 % su reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, a cambio de apoyo y financiamiento internacional


México se planteará metas más ambiciosas de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero para 2030, previsto en los Acuerdos de París para el cambio climático, cuando se recupere económicamente de la pandemia.
Así lo explicó la subsecretaria para Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Martha Delgado, en una entrevista con Efe en Nápoles, donde este viernes concluye el G20 de Medio Ambiente y Energía, bajo la presidencia de turno italiana.
La meta de contribución comprometida actualmente por México para el año 2030 es reducir 22 por ciento sus emisiones de gases de efecto invernadero con respecto a una línea base, aumentando a 36 por ciento esta reducción condicionada al apoyo y financiamiento internacional, según explica el Gobierno Federal en su página oficial.
La subsecretaria y los ministros de las veinte economías que representan alrededor de 90 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) mundial conversaron el jueves sobre biodiversidad y medioambiente, y este viernes es el turno del clima y de la energía.
Uno de los asuntos sobre la mesa es la necesidad de reducir las emisiones contaminantes y el ministro italiano de Transición Ecológica, Roberto Cingolani, ya ha lamentado que el G20 sea reacio a sumarse al objetivo que persigue la Unión Europea (UE) de lograr una disminución de 55 por ciento para 2030 con respecto a los niveles de 1990.
“Nosotros no hemos hecho una apuesta por mayor ambición del Acuerdo de París, estamos alineados a eso, pero estamos seguros de que, en la medida en la que podamos recuperarnos económicamente después de la pandemia, esto es un desafío aún mayor. México también podrá tener metas más ambiciosas”, ha asegurado Delgado.
La subsecretaria mexicana recordó que el país emitió el 6 de julio el segundo bono alineado a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas (OSD), a un plazo de 15 años por mil 250 millones de euros, una iniciativa esencial para avanzar en un camino de mayor protección del medioambiente y de las finanzas “verdes”.
Argumentó que el mundo atraviesa “una etapa de transición” hacia un planeta más ecológico y que los gobiernos deben dirigir a las sociedades “a una economía con cero emisiones”.
CANJE DE DEUDA POR ACCIONES CLIMÁTICAS
En otro orden de cosas, se mostró partidaria de la propuesta que defiende el Gobierno de Argentina y que ha sido expuesta en este G20 por el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible de este país, Juan Cabandié, de que los países pacten un marco para canjear la deuda contraída con organismos internacionales por acciones destinadas a luchar contra la crisis climática.
“Me parece una buena idea y una apuesta real por la sostenibilidad y por un futuro que tengan una solidaridad internacional en materia medioambiental”, subrayó.
“Creo que ese tipo de acciones serían una señal de que sí estamos en un (mismo) barco y todos compartimos y podemos ir resolviendo los problemas de todos, mitigando también las deudas y los temas que son de una carga económica fuerte para diferentes países”, añadió.
LA POLÉMICA REFORMA ELÉCTRICA
Preguntada por la polémica reforma eléctrica impulsada por el presidente, Andrés Manuel López Obrador, que busca fortalecer a las empresas públicas frente a la excesiva presencia de las privadas y extranjeras, Delgado indicó que el Ejecutivo está “analizando su pertinencia y la considera oportuna”.
Ahora “los legisladores tendrán que valorar” el riesgo de que la reforma se encalle con demandas judiciales, pero “también el costo-beneficio del planteamiento de esa ley”.
Será el sector privado, dijo, el que decida “si se queda” en México o no, pero rechazó que esta ley vaya a alejar este tipo de inversiones, a pesar de que una veintena de congresistas de Estados Unidos ha denunciado recientemente en una carta dirigida al presidente Joe Biden que va contra el espíritu del tratado comercial entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).
EL PUEBLO INDÍGENA ES UNA PRIORIDAD
Finalmente, la subsecretaria ha llevado al G20 de Nápoles la “herencia cultural de las comunidades indígenas, que han enseñado por cientos de años cómo hacer la conservación de recursos naturales”.
Esa experiencia de estas comunidades, alegó, “debe ser retomada” por los gobiernos y las sociedades para “proteger la biodiversidad y los ecosistemas”, haciendo del ser humano “el centro de las políticas públicas”.

Agencias



313 Vistas