Cargando



Senado en Corto



Sábado 27 de Noviembre de 2021 9:32 am

+ -


Puede ser un dibujo animado de texto que dice

El pleno del Senado aprobó la adhesión al Convenio del Instituto Internacional para la Unificación del Derecho Privado, UNIDROIT que busca contribuir con eficacia a detener la exportación y el tráfico ilícito de bienes culturales robados.

El pleno del Senado aprobó con 86 votos a favor la adhesión de México al Convenio sobre Bienes Culturales Robados o Exportados Ilícitamente, UNIDROIT, que busca terminar con el tráfico ilícito de bienes culturales, el pillaje de zonas arqueológicas y prevenir los daños irreparables que se producen al patrimonio nacional.

El convenio internacional, firmado en Roma, Italia el 24 de junio de 1995, señala, de manera expresa, la obligación de restitución para los poseedores de bienes culturales robados, que se ejecutará sin importar la existencia de registros o inventarios, lo que permite eliminar la posibilidad de que las piezas sean retenidas.

También prevé la figura compensatoria de “indemnización equitativa”, la cual procede únicamente con la condición de que el poseedor no tuviera conocimiento de que el bien era robado y demuestre haber actuado con la debida diligencia en el momento de su adquisición.

Al presentar el dictamen, el presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores, Héctor Vasconcelos, reconoció que la adquisición irregular de bienes culturales alimenta el ego de coleccionistas, pero mutila el patrimonio de las naciones y erosiona su identidad.

“El lenguaje preciso y detallado del convenio en lo que se refiere a indemnizaciones, a poseedores de buena fe, deja claro que la carga de pruebas, de adquisición recae sobre el adquiriente. En el caso mexicano, el Estado tiene la propiedad sobre todo el patrimonio arqueológico del país, por lo que una posible solicitud de indemnización sería inadmisible bajo los criterios de UNIDROIT”.

Una de las características del Convenio sobre Bienes Culturales Robados o Exportados Ilícitamente es su cobertura, que abarca a una mayor cantidad de bienes artísticos, lo que significa una mejor protección del patrimonio de México y con ello de su propia identidad.

Los senadores destacaron que el patrimonio de nuestro país no está a la venta, las piezas arqueológicas son bienes invaluables y su venta constituye un delito al fomentar y contribuir a su tráfico ilícito y a la delincuencia organizada.

Señalaron que en lo que va de 2021, se han llevado a cabo ocho subastas en distintos países y se estima que han sido ofertadas más de 300 piezas arqueológicas pertenecientes a diversas culturas de México.

El convenio UNIDROIT se envió al Ejecutivo Federal para su promulgación en el Diario Oficial de la Federación.

Redacción



165 Vistas


Temas Relacionados